El Reino de Dios es de los Niños

La Biblia nos enseña que los niños son el Reino de Dios. Exploraremos qué significa el Reino de Dios según la Biblia para los niños, lo que Jesús dijo sobre los niños en Mateo 19:13-14 y lo que la Biblia dice sobre los niños en general.

Por qué los niños son el Reino de Dios

Los niños son el Reino de Dios porque son inocentes y puros de corazón. En Mateo 18:3, Jesús dijo: «De cierto os digo, que si no os volvéis y os hacéis como niños, no entraréis en el Reino de los cielos». Los niños tienen una fe simple y confiada en Dios, y esto es lo que los hace especiales ante los ojos de Dios.

Qué es el Reino de Dios según la Biblia para niños

El Reino de Dios es el reinado de Dios en la vida de las personas. Es el lugar donde Dios tiene el control y donde su voluntad se cumple. Para los niños, el Reino de Dios es un lugar donde pueden sentirse seguros y protegidos, donde pueden confiar en Dios y donde pueden crecer en su fe.

Qué dice Jesús sobre los niños en Mateo 19:13-14

En Mateo 19:13-14, se cuenta la historia de cómo algunos padres llevaron a sus hijos a Jesús para que los bendijera. Los discípulos intentaron impedir que los niños se acercaran a Jesús, pero Jesús les dijo: «Dejad a los niños venir a mí, y no se lo impidáis; porque de los tales es el Reino de los cielos». Jesús amaba a los niños y quería que todos se acercaran a él con la misma fe simple y confiada que ellos tenían.

  El trabajo en el Señor no es en vano

Qué dice la Biblia sobre los niños

La Biblia tiene mucho que decir sobre los niños. En Proverbios 22:6, se nos dice: «Instruye al niño en su camino, y aun cuando fuere viejo no se apartará de él». Esto significa que es importante enseñar a los niños desde una edad temprana acerca de Dios y su amor por ellos. En Efesios 6:4, se nos dice: «Y vosotros, padres, no provoquéis a ira a vuestros hijos, sino criadlos en disciplina y amonestación del Señor». Los padres tienen la responsabilidad de criar a sus hijos en la fe y de enseñarles a amar a Dios.

Conclusión

Los niños son el Reino de Dios porque son inocentes y puros de corazón. El Reino de Dios es el lugar donde Dios tiene el control y donde su voluntad se cumple. Jesús amaba a los niños y quería que todos se acercaran a él con la misma fe simple y confiada que ellos tenían. Es importante enseñar a los niños desde una edad temprana acerca de Dios y su amor por ellos, y los padres tienen la responsabilidad de criar a sus hijos en la fe y de enseñarles a amar a Dios.

Deja un comentario